Lacalle abandonará el Mecanismo de Montevideo, creado para mediar en Venezuela

Uruguay, RT.- El presidente electo de Uruguay, Luis Lacalle Pou, anunció este lunes que su país abandonará el Mecanismo de Montevideo, creado en febrero pasado para mediar en la crisis política de Venezuela.

Lacalle Pou, quien asumirá el cargo el 1 de marzo de 2020, argumentó que no le convence la «afinidad ideológica» de este grupo y que no está de acuerdo en «seguir generando estrados internacionales».

«A priori, el mecanismo de Montevideo no lo vamos a seguir integrando. Nosotros tenemos una concepción general que después, obviamente, deja de ser general y va a lo particular sobre la superabundancia de estrados internacionales», detalló Lacalle Pou, tras la primera reunión para iniciar la transición de gobierno.

Al respecto, reconoció que tiene «coincidencias» con el Grupo de Lima, pero aclaró que una cosa es sentirse afín a un bloque y otra es integrarse.

El mandatario electo agregó: «cuando se atomiza la diplomacia puede perder eficacia y eficiencia». «La superpoblación de grupos a nosotros no nos convence y menos cuando tiene un carácter de afinidad ideológica. Nosotros integramos las Naciones Unidas, la OEA, el Mercosur, y ahí se va a hacer escuchar nuestra voz», afirmó.

Sin embargo, acotó que aunque su Gobierno estará dispuesto a participar de reuniones de organismos internacionales, no quieren asistir a cumbres que impliquen «viajar por viajar».

Uruguay, bajo el actual gobierno del Frente Amplio, impulsó el Mecanismo de Montevideo con México y el Grupo Internacional de Contacto con la Unión Europea (UE) para aportar soluciones a la crisis política venezolana, que se intensificó tras la autoproclamación del diputado opositor Juan Guaidó como «presidente encargado», y el incremento de las sanciones unilaterales por parte de EE.UU. contra Caracas.

En paralelo, el presidente de la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR), Francesco Rocca, criticó hoy la falta de «voluntad política» de la comunidad internacional para ayudar a Venezuela.

«La ayuda humanitaria nunca debe usarse como una herramienta política», señaló Rocca, quien apuntó que sólo un 10 % de los 50 millones de dólares solicitados para ayudar a Venezuela han sido recibidos por la federación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *